Al aire ahoraEl y Ella

 

 

(Salsa 98.1) Casi 3.3 millones de estadounidenses han solicitado beneficios de desempleo, cuadruplicando el récord de 1982, en medio de la crisis económica causada por el Coronavirus. 

 

El aumento en las aplicaciones semanales ha sido una muestra del gran daño que este está causando a la economía. Estas solicitudes de ayuda por desempleo reflejan el ritmo de los despidos de trabajo, el cual seguirá subiendo a medida que la economía Estadounidense caiga en recesión. 

 

Los ingresos se han visto muy afectados en restaurantes, bares, hoteles, cines, gimnasios y aerolíneas. Además, Las fábricas de vehículos están cerrando debido a la disminución de sus. La mayoría de estos empleadores enfrentan pagos de préstamos y otros costos fijos, por lo que están recortando empleos para ahorrar dinero. Muchas de estas compañías enfrentan deudas, por lo que han recortado empleo para ahorrar dinero. 

 

A medida que aumenta el desempleo, economistas afirman que la tasa de desempleo de la nación se podría acercar al 13% en el mes de mayo. En comparación, la tasa de desempleo más alta durante la Gran Recesión, que terminó en 2009, fue del 10%.

 

El deterioro económico ha sido repentino. Apenas en febrero, la tasa de desempleo había llegado a su nivel más bajo en 50 años con 3.5%, y la economía estaba creciendo consistentemente.

 

Muchas de las personas que han perdido sus trabajos en los últimos días no han podido solicitar ayuda por desempleo porque los sitios web estatales y los sistemas telefónicos se han visto agobiados por la gran cantidad de solicitantes, y las páginas se han congelado.  Esto sugiere que el informe del jueves sobre las solicitudes de estos beneficios en realidad subestima la magnitud de los recortes de empleos la semana pasada. 

 

En un proyecto de Ley de Alivio Económico que está a punto de aprobarse en el Congreso, se incluyó una expansión de los beneficios de desempleo para los millones de personas que perderán empleos como resultado del brote de coronavirus.

 

Incluso para aquellos que sí hayan podido solicitar ayuda de desempleo, estos beneficios tomarán dos o tres semanas para tener el dinero en sus cuentas. Ademas, las agencias estatales deberán contactar a sus empleadores previos para verificar su historial de trabajo e ingresos, y alli es cuando se podrán calcular los beneficios para cada persona.

 

¿Qué sientes? Comparte tu opinión

Comentarios

Al aire ahora